ACADEMIA PICHARA ▶ MATRÍCULAS ABIERTAS

0

Tu carrito está vacío

10 Tips para cuidar tu piel de las bajas temperaturas

mayo 27, 2022

10 Tips para cuidar tu piel de las bajas temperaturas

El invierno está cerca y con él las inclemencias climáticas que pueden causar estragos en tu dermis, aprende cómo cuidarla aquí.


El aire frío y seco que trae consigo esta época del año puede causar que la piel, especialmente la de tu rostro –que es la más expuesta– quede vulnerable a los elementos, dejando tu cutis irritado y con resequedad. Y esto no solo ocurre al aire libre, ya que la exposición a estufas y otros tipos de calefacción también puede resultar dañina para tu rostro. 


Las buenas noticias son que existen varias formas de combatir el impacto de los elementos en tu piel y disfrutar de un rostro terso, suave y resplandeciente todo el año, independiente de lo que diga el termostato. 


  • Invierte en un humidificador
  • Durante los meses más fríos del año el aire tiende a sentirse más “seco”, lo que en la práctica significa que está almacenando menos humedad. Es aquí donde un humidificador en tu hogar u oficina puede resultar de gran ayuda al reponer la humedad del aire a tu alrededor. Los niveles de humedad ideales durante el invierno deberían ser de entre el 30% al 50%.


  • Mantén regulada la temperatura
  • En los días más fríos puede resultar tentador subir la temperatura de tu calefacción hasta sentir que estás en una selva tropical, pero eso puede generar que el aire a tu alrededor se vuelva aún más seco, lo que dejará tu piel mucho más vulnerable. Es recomendable que mantengas la temperatura de tu hogar entre los 20 y 24 grados C°.


  • Reduce la temperatura de tus duchas
  • Lo sabemos, no hay nada más agradable que empezar o terminar un día invernal con una ducha caliente, pero si la temperatura del agua es muy alta, podrías estar irritando tu piel cada vez que terminas tu baño. Una buena regla para seguir es que si el agua hace que tu piel tome una tonalidad rojiza, probablemente está muy caliente. 


  • Elige limpiadores suaves
  • Si utilizas limpiadores o jabones muy agresivos durante el invierno, podrías estar haciéndole un flaco favor a tu piel ya que podrías estar removiendo los aceites naturales que permiten que tu rostro se defienda naturalmente contra las inclemencias del clima. Te recomendamos elegir limpiadores de formulación suave, como las  aguas micelares, libres de fragancia y que no generen mucha espuma. 

  • Adapta tu rutina de cuidado facial a esta temporada
  • No importa lo eficaz que pueda ser tu rutina de cuidado facial, siempre es buena idea repensarla cuando llega una nueva estación ya que tu piel reaccionará de forma diferente dependiendo del clima. Y cuando se trata de tu rostro, es buena idea limitar el uso de productos con retinol ya que este ingrediente activo puede ser muy agresivo para esta época del año. 


  • No olvides tus manos
  • Es fácil olvidar nuestras manos cuando estamos enfocadas en el cuidado de nuestro rostro, pero es fundamental hidratar nuestras manos con  lociones especialmente diseñadas para ellas. No por nada se dice que las manos son la carta de presentación de cada persona. 

  • ¡Y no olvides el protector solar!
  • Puede parecer contraintuitivo, pero la realidad es que debemos utilizar protección solar durante todo el año, no solo durante los meses de más altas temperaturas, donde podemos sentir los rayos solares. Y es que durante los días nublados, la radiación UV puede ser igual o más alta que en un día común. 


  • Evita utilizar telas irritantes en tu piel
  • La lana, el cuero y materiales sintéticos –muy comunes para resguardar el calor durante el invierno– pueden causar irritación en tu piel al entrar en contacto directo con ella. Si tu dermis reacciona de mala forma lo mejor que puedes hacer es utilizar una primera capa de materiales suaves y respirables como el algodón y la seda. 

     

    1. Sigue una dieta balanceada y ¡bebe agua!

    La hidratación de nuestra piel no solo viene de lociones y tratamientos, también depende de nuestra dieta y nuestro consumo de líquidos, por lo que no olvides nunca seguir una alimentación balanceada y beber al menos dos litros de agua al día, especialmente en invierno. 


  • Aprende a aplicar tu loción hidratante
  • Si crees que la mejor forma de hidratar tu rostro es frotar tu loción o hidratante favorito en tu rostro, te sorprenderás al saber que la mejor forma de asegurar que la piel retenga humedad es palpando el producto suavemente sobre nuestro cutis.


    _________________________________________________________________________

    Estos consejos integrales para el cuidado de la piel te ayudarán a que tu piel brille en esta época invernal. 




    Dejar un comentario

    Los comentarios se aprobarán antes de mostrarse.