ACADEMIA PICHARA ▶ MATRÍCULAS ABRIERTAS

0

Tu carrito está vacío

¡Estos tratamientos capilares en casa sí funcionan!

abril 16, 2022

¡Estos tratamientos capilares en casa sí funcionan!

Aplicar productos cotidianos en tu cabello puede parecer una solución simple y de bajo costo para combatir ciertos problemas capilares. Pero, ¿Cuáles son realmente efectivos? Averígualo…


Es muy probable que en algún momento de tu vida hayas utilizado algún producto comestible o del hogar como base para un tratamiento capilar. No importa si se trata de un secreto de la abuela, un tip que encontraste en una revista o un consejo de amigas, muchos productos que pertenecen a nuestra cocina como la palta, la cerveza y la miel aparecen en muchas recetas de mascarillas caseras para el cabello, que dicen tener propiedades increíbles a la hora de aportar suavidad, brillo, movimiento e hidratación a nuestras melenas.


¿Pero cuánto de efectividad tienen estas solucionesdo it yourself? La verdad es que muchos de estos ingredientes sí tienen compuestos con increíbles propiedades para el cabello, pero es importante saber cómo dejarlos actuar en el cabello. Si quieres separar la realidad de la ficción, sigue leyendo…


  • Vinagre de manzana
  • Como alimento, el vinagre de manzana tiene eficacia comprobada a la hora de reducir el nivel de azúcar en la sangre, aumentar la sensación de saciedad y como antibacteriano, y cuando se trata del cabello, tiene la capacidad de aumentar el brillo de tu melena y purificar y llevarse consigo el exceso de grasitud y de suciedad del cuero cabelludo, lo que convierte al vinagre de manzana en una razonable alternativa a un  shampoo clarificante de limpieza profunda. 

    Para sacarle el mayor provecho, debes empezar por agitar bien la botella de vinagre para contrarrestar la sedimentación del producto y mezclarlo con agua en un recipiente lo suficientemente grande como para sumergir tu cabello –Nunca aplicarlo de manera directa– y déjalo actuar por 3 a 5 minutos. Ten cuidado con tus ojos ya que el vinagre es acídico por naturaleza. 


  • Cerveza
  • Esta popular bebida alcohólica también es conocida por sus propiedades para aportar brillo y suavidad al cabello. Así que si tienes la edad legal para poder consumir cerveza, también la puedes usar como parte de una mascarilla de tratamiento profundo, solo recuerda que su aroma puede no ser el más atractivo, porque lo que es buena idea aplicar este producto en un día que no tienes planes de salir o el día antes de un lavado, por ejemplo.

    Antes de aplicar la cerveza es recomendable dejarla abierta por un par de horas para eliminar la espuma, el siguiente paso es lavar tu cabello en la ducha con  tus productos del día a día y finalizar derramando la cerveza sin gas sobre tu cabeza y dejándola actuar por unos minutos. Para terminar puedes lavar con agua fría.

  • Aceite de oliva
  • Este básico de la cocina es uno de los ingredientes más populares cuando de tratamientos caseros para el cabello se trata. Su naturaleza oleosa le aporta hidratación a tu cabello y puede contribuir a mitigar la apariencia de las puntas partidas. Y aunque la recomendación más extendida es que este aceite se debe aplicar del cuero cabelludo a las puntas, es mejor distribuirlo de medios a puntas, para evitar el exceso de grasitud en las raíces del cabello.


    Para aplicarlo, toma una pequeña porción de aceite de oliva –si es extra virgen, mejor aún– en tus dedos y espárcelo de manera uniforme de medios a puntas. ¡No exageres con la cantidad de aceite! Si te manejas en la cocina, sabes que un poco puede hacer mucho. Y si el olor del aceite de oliva te recuerda demasiado a una ensalada, puedes reemplazarlo por  aceite de coco


  • Palta/Aguacate
  • Si machacas esta fruta podrás aprovechar de todos sus aceites naturales para inyectarle hidratación, brillo y suavidad a tu melena, especialmente si tu cabello está dañado por tratamientos de coloración o el uso de herramientas de calor. Y a diferencia de otros ingredientes en esta lista, puedes ocupar el exceso de esta mascarilla capilar en tu rostro, ya que sus propiedades hidratantes se extienden a tu piel, especialmente si tienes la piel seca. 

    Extra: Plátano, yogur y miel

    Si tienes el tiempo de preparar una mascarilla más elaborada, prueba con esta combinación. Las bananas son ricas en proteína, mientras que el ácido láctico que posee el yogur ayuda al cabello opaco, y la miel aporta hidratación a las hebras maltratadas. 

    Con estos tips, de seguro ves tu alacena y tu refrigerados con nuevos ojos, repletos de alternativas naturales y de bajo costo para darle ese cuidado y atención extra a tu cabello. De todas formas, no olvides complemetar este cuidado natural con productos capilares diseñados para tu tipo de cabello y sus necesidades. 


    Dejar un comentario

    Los comentarios se aprobarán antes de mostrarse.